Awakening: Capítulo 142


Ufff….luego de siglos…..aqui tienen un cap más del badass-Lei Yin……

Por cierto, no es oficial, pero creo que pondremos calendario para las novelas solo por este mes y el siguiente………

Planeo dar maximo 5 capitulos de awakening a la semana, y un minimo de 3……y por que tan poco? Porque los capítulos ahora SON TAN LARGOS!! Ahora vienen de puro 3 mil palabras…….

 

 


-Dentro del Club-

Había muchos espectadores que podrían ser clasificados como extraños que los estaban siguiendo, pero sus entusiasmos fueron extinguidos sin corazón cuando la puerta del Dojo había sido cerrada   en frente de ellos.

Incluso quejarse era inútil, ¿qué club masivo estaría posiblemente dispuesto a mostrar a los desconocidos la escena de ellos siendo barridos?

Entre la audiencia hubo muchos que obstinadamente se negaron a rendirse, pero las personas que se sintieron más deprimidos fueron Takeda y Yoshikawa.

“Somos amigos de ese tipo, ¿ellos ni siquiera nos dan un poco de trato preferencial?” Takeda vigorosamente pateó la puerta del club de karate, protestando en voz alta.

“Vamos a romper sus ventanas.” Yoshikawa recogió una piedra tan grande como una pelota de tenis, sin que los otros supieran de dónde la sacó.

“Hey, si usamos algo tan grande, seremos golpeados hasta la muerte. Ve a buscar uno más pequeño.” Razonó Takeda.

“Espero que Masashi pueda enfrentarse a un centenar de enemigos, de lo contrario, habrá más clubes que vendrán a molestarlo después. Antes tuvimos un acuerdo, que en el futuro yo sería simplemente un transeúnte, ni siquiera trataría de meterme en sus problemas.” Shiraishi Akira dijo tranquilamente.

“Todavía es mejor que no rompamos las ventanas o pronto seremos hombres muertos. Y si la piedra que lanzamos accidentalmente golpea Masashi, no sería bueno.” Yoshikawa casualmente lanzó la piedra en su mano a un lado.

“Ustedes cobardes, lo peor que nos podría suceder después de romper las ventanas sería que tendríamos que reemplazarlas.” Dijo Takeda enojadamente.

Shiraishi Akira no tuvo tiempo para lidiar con la conversación del dúo rebelde, justo ahora estaba más preocupado por Masashi, esperando que saliera sin que nada malo le sucediera.

Diferente de los anteriores tres clubes, los cuales solo tenían un poco más de 35 personas, eran considerablemente menores en comparación con el club de Karate. Después de que él vio la escena cuando Masashi los había golpeado, lo cual parecía más exagerado que las escenas de lucha de Bruce Lee en las películas, él sintió como si este tipo tuviera habilidades inhumanas. Pero esta vez el club que le causaba problemas era demasiado grande, por lo que estaba extremadamente preocupado.

Después de esperar cerca de media hora, la multitud de afuera comenzó a irse. Y sólo unos pocos más de 10 estudiantes estaban esperando ansiosamente los resultados finales. Ellos incluso reconocieron a personas como Tanigawa, quien estaba en el club de periódicos, parece que quería obtener noticias de primera mano sobre la situación.

NT: Aquí manejaban supongo una expresión de gringos “get in the first-hand scoop on the situation”, lo cambié por algo más entendible.  Tambien, podríamos tomar al club de periódicos como “club de noticias”…….

Vale la pena mencionar que desde que el club de periódicos escribió un artículo sobre los logros de Masashi en causar víctimas, el cual estaba compuesto de sangre y lágrimas al igual que una autobiografía, más gente había leído acerca de ‘Gennai Masashi’ con respecto al diablo que se arrastró fuera de los infiernos. Pero fue debido a la contribución especial de Masashi que el club de periódicos que nadie nunca veía, de repente se hizo popular, casi todas sus impresiones fueron agotadas. Y hay que decir que la única persona de toda la escuela que estaba agradecido hacia Masashi fue el presidente del club de periódicos.

Después de que otra media hora había pasado, Tanigawa y Takeda comenzaron a preocuparse. Contra los clubes anteriores, Masashi sólo había utilizado 10 minutos antes de salir. Pero esta vez en realidad había tardado casi una hora…

“Parece que ese tipo no pudo salir ileso esta vez. Ese pedazo de mierda, yo también había apostado por él para ganar.” Un estudiante se quejó.

“Te dije que ese tipo no tendría un buen final. Realmente fuiste lo suficientemente estúpido como para apostar por él para ganar. ¿No era obvio el resultado? El club de Karate, excluyendo al club de baloncesto, es el club más grande de la escuela. Ese tipo es feroz, pero todavía es imposible para él derrumbar a estas muchas personas.”

“¿Qué dijeron ustedes dos pedazos de mierda? Atrévete a decirlo de nuevo y veras qué pasa.” Takeda era una persona del tipo impulsiva y sin pensarlo corrió hacia ellos.

“No es asunto tuyo, no estamos hablando sobre ti.” Al ver a Takeda corriendo hacia ellos, así como a Yoshikawa caminando lentamente hacia ellos, los dos comenzaron a asustarse.

“En resumen, estás diciendo que estás muy infeliz con mi amigo.” Bajo la influencia de Lei Yin, quien había derrotado a tres clubes, Takeda en estos días se volvió obviamente  enérgico.

Yoshikawa Jiro se unió a Takeda, haciendo sonido mientras apretaba sus dedos uno por uno y luego imitaba la postura de lucha del Puño de la Estrella del Norte.

NT: De lo que recuerdo, es una película china…..la he oído mencionar en muchas otras novelas….

Los dos estudiantes tuvieron miedo de decir algo y huyeron apresuradamente.

Takeda sintiéndose un poco realizado, felizmente miró a los dos que habían huido.

“No podemos esperarlo de nuevo, necesitamos entrar y ver lo que ha pasado.” Dijo Shiraishi Akira con una voz profunda.

Los otros dos asintieron, y fueron a la puerta del club.

Al tocar la puerta, no hubo reacción, mientras Yoshikawa encontraba la piedra desechada en el macizo.

“¿Que hacemos ahora? No es bueno romper la ventana.”

“Tonto, ¿no ves películas? Para abrir una puerta cerrada, la mejor solución es romperla con un objeto pesado.”

“¿Eres el idiota, no está usando tus pies mejor?” Con eso, Takeda pateó la puerta.

Y por supuesto, la puerta de madera comenzó a mostrar signos de desprenderse.

Cuando Takeda volvió a patear la puerta, de repente se abrió. Al abrir la puerta, los tres que estaban esperando que nada le hubiera pasado a Masashi fueron recibidos por una persona que llevaba un traje de karate mientras un cinturón blanco estaba atado a la cintura, un miembro del club de Karate.

Al ver a un miembro del club de Karate justo después de abrir la puerta, la complexión de los tres cambió. Parece probable que hubo un accidente.

Takeda fue el primero en enojarse, preguntándose por qué no habían detenido a Masashi quien había entrado solo. Pensó que estaba cegado por su auto-confianza hacia él.

“¿Ustedes tres son los amigos de Gennai-san? Nuestro capitán les había solicitado que entraran.” Al ver la manera educada que tenía el miembro del Club de Karate hacia ellos, los sorprendió un poco.

El club de Karate era el segundo club más grande, el lugar donde ellos practicaban era 1.5 veces más grande que una cancha de baloncesto. Además, adentro había también una pequeña sala de recepción, así como un cuarto de descanso. El miembro del club de Karate los había llevado exactamente a la sala de recepción.

Viendo que a lo largo del camino, los miembros del club de Karate no estaban realmente heridos de ninguna manera y estaban haciendo su ejercicio habitual de puñetazos y patadas, había hecho parecer que la Segunda Guerra Mundial no sucedió.

¿Sobre qué fue esto? Con la fuerza de Masashi, incluso si hubiera perdido, él habría derrotado al menos a una persona. Seguramente estos tipos habían usado medios despreciables para vencerlo. Takeda había ahora imaginado el fin de Masashi y su corazón estuvo lleno de dolor intenso.

La cara de Yoshikawa también cambió, aunque su relación con Lei Yin no era tan cercana como Takeda, pero desde el momento en que se conocieron, él sentía que el tipo era realmente una persona muy agradable para llevarse bien, incluso haciéndole sentir a gusto.

Japón tenía un sistema jerárquico, incluso en la universidad también era así. Miraron al miembro del club de karate suavemente tocando la puerta, inseguro si el capitán del club de Karate y sus staffs estaban dentro.

“Por favor, entra.” Takeda conocía esa voz, era Soma Nagaichi. Al pensar que el tipo había hecho algo Takeda estuvo en llamas (on fire).

Parecía que el fondo del club de karate era realmente grande, dentro de la sala de recepción, había un falso sofá de cuero estilo italiano. El suelo estaba impecable. En la mesa de café hecha de roble, había un juego de té de porcelana blanca. El staff inmediatamente saludó al huésped.

Al ver a Lei Yin tranquilamente tomando el té como si fuera un invitado, la mandíbula de Takeda y Yoshikawa casi se cayó.

“¿Estás aquí para el té?” Al ver la seguridad de su amigo, el joven rebelde se llenó de una fuerte emoción de dolor una vez más.

“¿Por qué? ¿no puedo tomar el té aquí?” Preguntó Lei Yin.

“¿No estabas aquí para golpearlos? ¿Por qué estás cómodamente sentado aquí disfrutando de una taza de té?” Takeda preguntó con aspecto agraviado, preocupándose por este tipo durante tanto tiempo y pensar que sólo estaba disfrutando de una taza de té por la tarde. Ellos se sintieron profundamente descontentos.

“La pelea ya había terminado, por supuesto, quería tener un buen descanso. Pero desde que Soma Nagaichi me invitó a tomar una taza de té, me quedé. Si no estuvieras discutiendo demasiado afuera, no habría querido que vinieras. Después de todo, ellos habían usado su fondo para comprar el mejor té, y yo era sólo un invitado, así que estaba avergonzado de pedirles que los dejen entrar.” Lei Yin dijo con rectitud.

“Gennai-san…..” Soma Nagaichi dijo un poco avergonzado.

“Estate seguro, no le diré a la gente que estabas usando el dinero de su club para comprar el mejor té, así como el mejor juego de té.”

Soma Nagaichi sonrió irónicamente. Ya sabía que no debía decirle demasiado a este tipo.

“¿Cuál es el problema?” Al ver que los dos quienes supuestamente habían tenido una batalla de vida y muerte ahora estaban charlando como amigos, Takeda y Yoshikawa estaban desconcertados.

Después de que Soma Nagaichi los saludó, los tres se sentaron y cada uno recibió una taza de té.

“Muchas gracias a Gennai-san por mostrar misericordia, y no herir a muchos de nuestros miembros de nuestro club.” Soma Nagaichi le dijo a Lei Yin, lo cual era equivalente a decir a los otros tres lo que había sucedido.

“La forma en que la gente me trata, así es como yo los trato. Debido a que ustedes no eran como los otros tres clubes, afirmando que es sólo un concurso, y luego todos precipitándose hacia mí. Por el contrario, tú habías enviado a los miembros uno por uno en la competencia, por lo que lo había considerado simplemente como comparar notas.” Lei Yin tuvo una impresión favorable de Soma Nagaichi.

“Aunque esas personas no habían dicho nada bueno sobre Gennai-san, nuestro club de karate no es como los otros clubes que confunden lo correcto y lo incorrecto. Nosotros, después de investigar de cerca a Gennai-san y de haber recopilado toda la evidencia sabíamos que estas personas sólo estaban esparciendo rumores y causando problemas para usted. Sin embargo, después de mirar la habilidad de Gennai-san, como un artista marcial, esperaba tener una competencia contigo, si te hemos ofendido, por favor perdónanos. Viendo la habilidad de Gennai-san, yo, Soma Nagaichi estoy sinceramente convencido.”

“Vamos, eres solo un estudiante, para que uses un tono tan viejo a tal edad es inapropiado, mientras haces parecerte más viejo que tu edad, no eres tan serio como un tío.” Lei Yin no sabía cómo divagar tal situación.

Takeda y Yoshikawa tenían un impulso de rodar sus ojos, este chico realmente no merece ninguna simpatía.

“Bueno, se está haciendo demasiado tarde. Nos estaremos yendo.” Lei Yin se levantó y se estiró.

“Gennai-san, como agradecimiento por tu guía, nosotros el club de karate nos esforzaremos en aclarar la verdad por ti. Espero que no te niegues.” Soma Nagaichi  reiteró.

“Depende de ti, de todas maneras, lo que les gusta a los otros decir es lo que ellos quieren creer. Si es demasiado problema, te aconsejo que lo dejes, realmente no me importa, en el peor de los casos, tendría que pelear con muchos de ellos de nuevo. Bien, no es necesario que nos envíes afuera.”

“Espero que vuelvas aquí con unos invitados, el club de karate te da la bienvenida.” Soma Nagaichi abrió la puerta de la sala de recepción.

Al ver que Lei Yin y Takeda salían perfectamente, el club de periódicos que estaba esperando en la entrada aplaudió. Mañana tendrán otro buen titular: Godzilla barrió al Club de Karate, ¿quién tratará de salvar a la Universidad de Teikyou esta vez?

“¿Qué les pasa a ellos?” Lei Yin miró a las personas que estaban extrañamente felices.

“No sé, quizás demasiado shock.” Takeda especuló sin que les importara

 

*****

 

En la sala de mando del tercer piso de la jefatura de policía de Tokio, un oficial de policía de unos treinta años estaba utilizando un proyector explicando el curso de acción a sus otros colegas sentados alrededor de la mesa.

“Los altos mandos han dado una gran importancia a este caso, con el fin de no causar pánico al público debemos resolver este caso tan pronto como sea posible. Así que, si no tienen algunas otras preguntas, actúen de acuerdo con el plan, la policía del distrito también cooperará con nosotros.” Watanabe Muramasa hizo una pausa para decir.

“Tengo una pregunta.” De repente, una voz femenina fría resonó en la habitación oscura.

“Por favor, pregunte, consejera de batallón.”

“¿Por qué todas la mujeres policías del distrito son responsables de ser los cebos para hacer que el criminal salga? De acuerdo al informe, ese monstruo chupador de sangre no parece tener una tendencia de atacar solo a las mujeres. ¿A menos que Watanabe-san de la Agencia Nacional de Policía siga creyendo que las mujeres son más vulnerables a los ataques y son más adecuadas para ser los cebos?

Las palabras de la mujer policía habían causado que muchos oficiales de policías discutieran entre ellos. Algunos incluso muestran una sonrisa ambigua en sus rostros.

La expresión en el rostro de Watanabe Muramasa pareció estar poco incómoda, tosiendo dijo: “Consejera de Batallón, esto es parte del plan, los altos mandos también habían aprobado esto.”

“¿Son estos los pensamientos de los superiores o son los pensamientos personales del policía Watanabe?” La voz de la consejera del Batallón, Eiko, resonó una vez más.

Watanabe de la Agencia Nacional de Policía estaba en su contra, y de corazón estaba irritado, cuando estaba a punto de hablar, de repente, un hombre al lado habló: “Creo que hacer que solo las policías mujeres lleven a cabo una tarea tan peligrosa no debería ser considerado. Aunque hay otros policías en la periferia listos para moverse y hacer que la operación esté bajo control,  no hay garantía de que no ocurrirá ningún accidente, así que creo que delegar un oficial de policía hombre para tomar el cebo sería mucho mejor. Espero que la consejera de batallón no piense que soy sexista.” Dijo Ryoutaro Maeda con un tono profundo.

Aunque tenía un pequeño trasfondo familiar, todavía era el más experimentado en la investigación criminal, por lo que otros oficiales de policía no se atreven a ignorar su opinión. Y rápidamente, algunos de los oficiales de policía también apoyaron su sugerencia.

“Ya que todos se han opuesto al plan, lo discutiré con los superiores nuevamente. En cuanto a otros asuntos, ¿alguien tiene alguna pregunta?” El policía Watanabe subconscientemente miró la dirección donde la Consejera de Batallón Eiko estaba sentada.

Afortunadamente, ella no planteó ninguna otra pregunta embarazosa haciendo que la policía Watanabe se sintiera aliviado.

Después de salir de la sala de reuniones, la Consejera de Batallón Eiko caminó hacia Ryoutaro Maeda y dijo: “Maeda-san, ¿estás interesado en tomar una taza de café conmigo?”

“Recuerdo que algunas personas han dicho que rechazar la petición de una mujer hermosa es un crimen. Me siento honrado.” Dijo Maeda con una sonrisa.

“No sabía que Maeda-san sabía cómo romper bromas, parece que la contribución de tu esposa no fue pequeña.” Eiko Kotoshi sonrió.

“Eiko-san, ¿tienes tiempo para hablar?” El policía Watanabe se acercó y dijo.

“Lo siento, tengo una cita con Maeda-san, quizás la próxima vez. Vamos, Maeda-san.” Eiko Kotoshi reveló una expresión fría.

Ryoutaro Maeda miró a la policía Watanabe, y después de inclinarse siguió de cerca a la mujer policía.

El policía Watanabe observó impotentemente a medida que ella se alejaba de él.

Fuera de la cafetería, Eiko Kotoshi estaba agitando distraídamente su café caliente.

“Maeda-san, ¿qué clase de persona piensas que es el asesino de esta vez?”

Maeda bajó su taza de café, “Para ser honesto, el asesino de esta vez es un poco extraño.”

“¿Extraño?” Eiko Kotoshi no sabía cómo reaccionar ante lo que él había dicho.

“Lo que estoy diciendo es contrario a ser un oficial de policía profesional, pero creo que esta vez el asesino psicótico no es tan simple, ni siquiera estoy seguro si el asesino es humano o no”.

“Maeda-san, lo que estás diciendo es muy confuso.”

“Deberías haber visto los informes forenses de varios de los difuntos, yo creo que eres como yo, y tienes una profunda impresión de las marcas de los dientes, así como las marcas de las uñas de los cuerpos fallecidos. También pensaba que el asesino podía haberse puesto deliberadamente dientes artificiales y garras afiladas antes de cometer el crimen. Pero después de ver los cuerpos de varios de los difuntos, empecé a dudar de mi propio juicio. En particular, la aparición de la cuarta víctima, había hecho que aumentaran mis dudas. El muslo derecho del difunto estaba roto como si la persona misma tuviera una enorme fuerza. ¿Cómo podría una persona ordinaria torcer el muslo de un hombre adulto forcejeándose en algo así?” Pensando en las fotos forenses, Maeda perdió temporalmente su apetito para beber su café.

“¿Quieres decir que realmente existen monstruos?” Eiko Kotoshi sintió algo turbulento en su mente de su discusión.

“Todavía no tenemos ningunos testigos ni ninguna imagen del asesino, así que no podemos concluir tan rápido. En cualquier caso, es mejor que tengamos cuidado cuando manejemos este caso.”

“Gracias por el recordatorio de Maeda-san.” Eiko Kotoshi era una de los pocos que apreciaron el talento de Ryoutaro Maeda. Ella apreció sus sólidos principios, así como su actitud honesta. Además de eso, a ella no le importaría que él se convirtiera en su jefe, este punto era muy importante.

“Esto tal vez sea un poco ofensivo, pero para ser honesto, eres como alguien que conozco. No, eres mayor que ella, pero es como tú. No quiero decir que te parezcas igual, pero tu temperamento es muy similar.” Maeda repentinamente dijo algo que no tenía nada que ver con el caso.

“¿Puedes decirme quién es?”

“Mi hijastra, se llama Kazumi, ahora está en su primer año en la Universidad de Teikyou.”

“Ella debería ser mi junior entonces.” Eiko Kotoshi sonrió.

 

 

NOTA

Ammmm, como se le decía a las personas que tienen un grado más bajo que tu desde la perspectiva japonesa, es decir, lo contrario del “Senpai”……que alguien me lo recuerde para quitar ese “junior”……

 

 


Anterior capítulo | TOC | Siguiente capítulo

Anuncios

10 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s